Diferencias entre el diseño web responsive y el diseño adaptativo

Es importante disponer de un sitio web, blog o tienda online que se muestre correctamente en cualquier dispositivo con el que se visualice, bien sea ordenador de escritorio, portátil, tablet, smartphone...

Las ventajas principales de tener adaptado nuestro diseño, son la velocidad de carga, la distribución de los contenidos y el tamaño correcto para cada tipo de resolución.

Si un usuario acostumbrado a navegar desde una tablet o un smartphone llega a una página web que no se visualiza correctamente en su dispositivo y su experiencia en la navegación no es buena, la probabilidad de que no vuelva a nuestra web es muy alta, a no ser que tenga mucho interés en lo que estamos ofreciendo. Esto nos va a suponer una tasa de rebote muy alta cuando revisemos nuestras estadísticas de visitas.

Diseño web responsive o adaptativo

Diseño responsive y diseño adaptativo

El diseño responsive recoloca o reestructura en la pantalla del dispositivo desde el que se visualiza todos los elementos del sitio web optimizando así todo el espacio del que se dispone.

A nivel técnico, esto supone establecer las medidas de los diseños en porcentajes, en lugar de tamaños fijos en pixeles o utilizar distintas hojas de estilo (CSS) para cada tamaño de pantalla. De esta forma, podemos modificar los menús y mostrarlos horizontal o verticalmente dependiendo de la resolución de la pantalla.

El diseño adaptativo es menos flexible, ya que se basa en tamaños preestablecidos de pantalla y distribuye de una forma u otra los contenidos, pero no se ajusta exactamente a cualquier resolución con la que visualicemos la web.

La única ventaja sobre el diseño responsive, es que utiliza menos código para su programación.

Nosotros apostamos por el diseño responsive y creemos que será la tendencia futura para la creación de sitios web. Eso sí, no hay que olvidar que tenemos que ofrecer contenidos de calidad.

Artículo sobre diseño web responsive - Adáptalo - Agustín Martín García.